A propósito del mundo 

Las pasiones me traicionaron y las necesidades me arruinaron 

(y no se si son latentes, adscriptas, adquiridas, irrenunciables, manifiestas o que coño)

Deja un comentario