En el aeropuerto…

Ya voy de vuelta, maletas embarcadas y sentado comiendo la ultima merienda inglesa espero por un tiempo.

La cara que puso el revisor de maletas (como diría Pedro) cuando vio que en la maleta de mano hay legos, varitas de Harry Potter, una cartera rosada de Londres, pulseras y un vestido de rapunzel… Fue genial, y la que puso despues cuando le dije que el computador iba en la maleta de abajo fue divertida… Solo pude decirle… My kids kill me if I lose this things!!!

De aqui a Paris y luego a Santiago…

Publicado con WordPress para BlackBerry.

Deja un comentario