Se acabó…

Como una aventura que ojalá no hubiese acabado, es tiempo de regresar. No, no hay ganas de volver, solo quisiera haber tenido dos días mas como los últimos días, sin prisa, sin ocupación y con la distancia suficiente para no caer en la tentación de volver antes… Con la rutina aprendida ya es cosa de volver y ponerse al sol… Comer menos y tirarse al sol (mejor a la sombra)… Espero luego…

Publicado con WordPress para BlackBerry.

Deja un comentario